Macri tendrá la foto con los gobernadores como gesto al FMI por el Presupuesto

  La foto estará incompleta. Con cuatro ausencias confirmadas y la presencia del mandatario de San Luis, Alberto Rodríguez Saá, en duda, el presidente Mauricio Macri recibirá hoy a las 17 al resto de los gobernadores en la Casa Rosada para enviar lo antes posible un fuerte mensaje político a los mercados y al FMI, aún cuando todavía queda por definir más de un detalle sobre el Presupuesto 2019.   Antes de llegar a Balcarce 50, cerca de las 10, los jefes provinciales del PJ se reunirán en el Consejo Federal de Inversiones (CFI) para terminar de consensuar algunos puntos del documento que le acercaron desde el Poder Ejecutivo nacional el jueves pasado. Si bien en ese cónclave el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, intentará conseguir un apoyo cerrado al ajuste que llevarán adelante el año próximo para alcanzar el déficit cero, desde algunas provincias se quejaron por la falta de precisiones sobre las compensaciones que recibirán, luego de que la administración central resolvió de manera unilateral eliminar el Fondo Federal Solidario (Fofeso). Otro de los reclamos -según dos ministros de Economía de distritos gobernados por el peronismo- es que falta afinar algunos números del recorte de $100.000 millones que está a cargo de las provincias.   Al encuentro con Macri asistirán todos los gobernadores, menos Gustavo Bordet (Entre Ríos) y Miguel Lifschitz (Santa Fe), debido a que estarán de viaje en el exterior. Por cuestiones de salud, tampoco acudirá el pampeano Carlos Verna, aunque podría participar de la reunión en el CFI, y la santacruceña Alicia Kirchner se manejará igual que otras veces y enviará a su vice, Pablo González. Fuentes gubernamentales señalaron que hasta ayer por la tarde Rodríguez Saá no había confirmado su presencia. Sin embargo por la mañana el mandatario de San Luis afirmó en declaraciones radiales que concurrirá, a la vez que advirtió: "No avalaré un Presupuesto que no conozco".   Desde el Gobierno sostienen que "el hecho de que alguno de los gobernadores no venga a la foto con Mauricio no significa que no apoya el Presupuesto" y subrayan que "la idea es llegar con algo consensuado, no con algo firmado". Algunas de las medidas que se adoptarían son que la Nación le traspase a las provincias una parte de los subsidios al transporte de pasajeros, postergar la rebaja del impuesto a los Sellos y aplicar el aumento de Bienes Personales para las cuentas, sociedades e inmuebles en el exterior, a lo que se suma la eliminación del Fofeso. Resta negociar la transferencia de la tarifa social de la electricidad, que hasta el momento quedó suspendida.   Entre los gobernadores no oficialistas que ya adelantaron que acompañarán el ajuste propuesto por el Ejecutivo nacional están Juan Manuel Urtubey (Salta), Juan Schiaretti (Córdoba), Mariano Arcioni (Chubut) y el rionegrino Alberto Weretilneck, que ayer pasó por la Casa Rosada para terminar de cerrar algunas negociaciones.

Comentarios