Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido

Click aquí para activar las notificaciones y recibir las noticias directamente en su escritorio.

Judiciales

Declaraciones de imputados por el crimen de Oscar Vera, no coincidirían sobre lo sucedido en la trágica noche

Se continúa trabajando intensamente en la investigación por el crimen de Oscar “Chaco” Vera (41 años), cuyo cuerpo sin vida fue hallado el pasado domingo 23 de mayo en la zona de chacras de la Margen Sur. Las declaraciones indagatorias a dos de los imputados, no coincidirían con lo sucedido esa noche y se analiza la utilización de dos armas blancas distintas, no descartándose la posibilidad de participación directa de dos individuos.

Desde esa fecha permanecen detenidos, con negativa de excarcelación, Pabla y José Romero, Isabelino Gómez y María Bárbara Vargas.

Los hechos y las declaraciones

Oscar “Chaco” Vera, vecino de la ciudad de Río Grande, padre de tres hijos y trabajador de la empresa textil Australtex, fue encontrado muerto con signos de haber sido alevosamente atacado a golpes y cuchillazos, en proximidades de la chacra “El Sanjuanino” de la Margen Sur.

En forma extraoficial se pudo recabar lo revelado por la pareja que se encontraba reunida esa trágica noche; Isabelino Gómez y Bárbara Vargas.

Según el primer transcendido, Oscar Vera, se habría dirigido en dos oportunidades hasta el domicilio de la propietaria Pabla Romero. La hipótesis más firme revela una posible relación entre la víctima y esta última.

A partir de esto, la presencia del trabajador textil habría sido en un primer momento antes de las 3 de la madrugada, minutos después de esa hora el mismo se habría retirado debido a una discusión de palabras con la dueña del domicilio.

Dentro de la franja horaria mencionada, ya se encontrarían reunidos los cuatros imputados compartiendo bebidas alcohólicas.

La segunda llegada de Vera hasta la chacra, se daría pasadas las 6 de la mañana momento en el que el mismo arriba en un remis, convirtiéndose su chofer en testigo clave para la investigación.

El trabajador al volante refirió una conversación durante el viaje con el pasajero, donde habría expresado su temor de que en el lugar adonde se dirigía pudiera surgir algún problema grave. Una vez en el lugar, el remisero se retiró sin observar anormalidad alguna.

La discusión entre ambos –Pabla Romero y Vera- se habría intensificado por esas horas, sumándose agresiones físicas por parte de los dos masculinos presente; Santiago Romero e Isabelino Gómez, quienes aparentemente forcejaron para sacarlo del lugar

En referencia al estado de indefensión en el que se habría encontrado la víctima, sus familiares confirmaron que tenía una mano enyesada porque hace unos días atrás había sido sometida a la cirugía de un dedo, luego de un accidente laboral.

Según la declaración del imputado Gómez, Vera se habría desvanecido luego de una maniobra de ahorcamiento. Seguidamente habría sido arrojado (aún con vida) por estos dos sujetos, en el predio alambrado donde finalmente fue hallado.

El mismo Gómez se desligaría de otro accionar violento implicando de forma directa a su acompañante de apellido Romero. Sin embargo, las pericias físicas, sobre Isabelino revelarían lo contrario ya que evidenciaba lesiones en sus manos- que lo posiciona como un atacante más.

En esta línea, sumó a su relato el momento clave donde se produciría el deceso, apuntando que, mientras se alejaba del descampado, observa a Romero acertando las puñaladas letales.

Sin embrago, el hermetismo entre los implicados complica aún más la investigación a partir de serias contradicciones en lo relatado.

Por su parte, la mujer de apellido Vargas habló de un supuesto retiro de la chacra junto a su pareja (Isabelino Gómez), cerca de las tres de la mañana. De esta forma, revelaron aporte sustancialmente diferente a lo ocurrido.

Sobre el curso de la investigación a cargo del Juez de Instrucción N°2, Dr. Raul Sahade, hasta el momento las pericias físicas rebelarían lesiones físicas en todos los detenidos.

Se suma a la investigación una hipótesis en torno al arma utilizada. Tras los allanamientos, se secuestraron dos armas blancas, alineándose estos elementos con los resultados de los primeros estudios forenses (a cargo de la Dra. Ines Aparici) que revelan el uso de distintos puñales.

De esta forma no se descarta la posibilidad de participación de dos personas en el ataque que causó finalmente la muerte de Oscar Vera.

Mientras que se espera los resultados periciales de dichas armas, se analiza la suma de 16 teléfonos celulares que estarían vinculados a las ultimas comunicaciones entre los participantes.

En varios de ellos se constataba capturas de pantalla donde revelaban lo que ya estaba transcendiendo en medios locales.

Compartinos tu opinión

Te puede interesar

Últimas noticias

Fotos

Queremos invitarte a conocer Tierra del Fuego a través de sus maravillosos paisajes.

El Tropezon

ver todas las fotos

Videogalería Ver más

Momentos TDF

Teclas de acceso